Pedro Roldán

De Sevillapedia
Saltar a: navegación, buscar
Detalle del Retablo Mayor de la Iglesia del Hospital de la Caridad de Sevilla.

Pedro Roldán (Sevilla; n. 1624 - † 1699) nace en la ciudad de Sevilla, en la collación del Sagrario, en cuya parroquia es bautizado el 14 de enero de 1624.

A los catorce años se marcha a Granada donde se forma en el taller de Alonso de Mena, y vuelve a Sevilla en el año 1647, ciudad donde reside principalmente y donde muere, en 1699, a los setenta y cinco años de edad.

Obra

Su trabajo fundamentalmente se realiza en su ciudad natal, ciudad que mantenía latente la influencia de los grandes maestros Martínez Montañés y Juan de Mesa, además de otros como el flamenco José de Arce, que junto a él encabezaría la nueva "Escuela Sevillana", ya plenamente barroca, donde se incluirían también otros grandes artistas como su propia hija Luisa Roldán o Francisco Ruiz Gijón.

Virgen de la Antigua, 1651.

En su taller familiar, donde trabajarían cuatro de sus hijos, tres yernos y un sobrino, comienza su primera etapa sevillana, comprendida entre los años 1647 y 1665, en la que realiza imágenes -la mayoría de tipo procesional-, con tintes dramáticos e intimistas, entre las que se cita la Virgen de los Siete Dolores (de hacia 1651 y tallada para la extinguida Cofradía de la Antigua), hoy sin culto, que se conserva en la Iglesia de la Magdalena de Sevilla.

Mención aparte merece el Arcángel San Miguel de la Iglesia de San Vicente de Sevilla, de 1,50 m de altura que aún conserva su pintura y estofado originales, así como el grupo de "San José y el Niño", de 1664, que se puede ver en la "Capilla de Nuestra Señora de la Antigua" de la Catedral hispalense.

Entre las obras más valoradas de Pedro Roldán se encuentra el grupo de La Piedad, obra de 1666 para la "Capilla de los Vizcaínos" de la desaparecida Iglesia de San Francisco, hoy en el Retablo Mayor de la Parroquia del Sagrario de la Catedral de Sevilla; un conjunto de tres metros de ancho con nueve figuras dispuestas alrededor del Cristo muerto; una obra de madurez que muestra soltura y seguridad en la manera de distribuir las figuras, con un marcado estudio de la anatomía y la expresión.

Muy interesante es la efigie del rey San Fernando, conquistador de Sevilla, para quien el Cabildo de la ciudad levantó un gran monumento con motivo de su canonización en el año 1671, y donde iría la imagen del Santo realizada por Roldán, con atributos de guerrero, hoy conservada en la Sacristía Mayor de la Catedral.

Algo más tarde, 1672, realiza el grupo de "Santa Ana y la Virgen" de la Iglesia de Santa Cruz; y posteriores, de 1683, los relieves pasionistas del paso procesional de la Hermandad de La Exaltación de la Iglesia de Santa Catalina.

De 1672 es otra de sus grandes obras, la figura de San Roque, de 1,75 m que se muestra en el Retablo Mayor de la Iglesia del Hospital de la Caridad. Sólo dos años después está fechado el "Retablo de la Virgen de la Salud" de la Iglesia de San Isidoro.

De 1685 es la imagen de Jesús Nazareno de la Cofradía de Nuestra Señora de la O, imagen de vestir de gran calidad expresiva. Y algo más tarde, de 1697, el Cristo del Silencio de la Cofradía de la Amargura, que procesionó por vez primera dos años después.

Como retablista, trabajó en algunos notables retablos barrocos de la ciudad de Sevilla, tales como el del Hospital de la Caridad, acabado en 1673, y en el del Convento de Santa María de Jesús, realizado conjuntamente con Cristóbal de Guadix en 1691.

Además de estas, existe una serie de obras que se le atribuyen a Pedro Roldán por su calidad y parecido estilístico. Entre otros, el Cristo de la Salud de la Hermandad de La Candelaria, una imagen de talla completa y tamaño algo menor que el natural, que perteneció a la Cofradía de la Antigua para la que realizó su Virgen de la Antigua, ya citada de 1651.

Y también el San Juan Evangelista, imagen de candelero de la Hermandad de La Lanzada, de cabeza con gruesos mechones compactos, propia de la estilística de Roldán.

Otras muchas imágenes se han atribuido a Pedro Roldán sin que hasta ahora se haya podido confirmar su autoría, si bien algunas de ellas es posible que hayan salido del taller familiar del artista, que al parecer quedó abierto en Sevilla durante algunos años después de haber fallecido el artista.

Enlaces externos

Bibliografía

  • Escultura e imaginería, Daniel Pineda Novo. En: Cosas de Sevilla. Editado por el Grupo Andaluz de Ediciones. Sevilla, 1981.

Especial:Contributors/Pedro Roldán

Valora este artículo

  • Actualmente2.56/5

2.6/5 (9 votos)