Nuestra Señora de la Esperanza Macarena

De Sevillapedia
Saltar a: navegación, buscar
Para otros usos de este término, véase Nuestra Señora de la Esperanza.

Paso de palio de Nuestra Señora de la Esperanza Macarena, virando ante la iglesia de la Anunciación en la salida procesional de la Hermandad en la madrugada de la Semana Santa de 2005.

Nuestra Señora de la Esperanza Macarena de Sevilla es una de las imágenes titulares de la Hermandad de La Macarena de dicha ciudad.

Historia

Esta imagen guarda en su realización uno de los grandes enigmas de la historiografía artística de las Hermandades sevillanas pues, a la falta de documentación certera sobre su autoría se le suma la diversidad de atribuciones que ha recibido a lo largo del tiempo y por distintos estudiosos.

De una parte existe la tendencia generalizada a atribuir su talla a la escultora Luisa Roldán, La Roldana, en base a ciertos criterios estilísticos. De otra parte esta teoría no encuentra eco en la documentación de la época, al no hacer referencia alguna a la talla de esta imagen; una talla que por otros autores se cataloga con fecha anterior, sobre el año 1624, año en el que la Hermandad comienza a procesionar, apuntándose entonces a Juan de Mesa como su posible autor.

El 18 de diciembre de 1925, festividad de la Esperanza, esta Virgen protagonizó el primer besamanos de la historia. Fue por entonces un hecho insólito que hizo llegar hasta la Macarena a unas diez mil personas, desde altas personalidades como su alteza real doña Esperanza de Borbón y Orleans hast la gente más humilde y sencilla. Fue tal el éxito que a partir de entonces quedó establecido para siempre el besamanos cada 18 de diciembre. [1]

Muchas son las salidas extraordinarias que ha realizado esta Virgen por las calles de Sevilla a lo largo de su historia. Entre ellas se cita la protagonizada en el mes de mayo de 2014 con motivo del 50 aniversario de su coronación canónica. Tras una semana de emotivas visitas de la Virgen en su paso de palio a distintas iglesias sevillanas durante su traslado, intensas celebraciones y un multitudinario besamanos de tres días en la céntrica iglesia del Sagrario, el 31 de mayo de ese año la Macarena presidía en la plaza de España la misa estacional de las bodas de oro de su coronación canónica ante un monumental escenario montado para la ocasión, en un acto celebrado por el arzobispo Juan José Asenjo Pelegrina y ante más de 13.000 personas. [2]

Descripción

Sea como fuere, el autor de esta talla debió ser un artista consagrado en la técnica de la imaginería, pues supo plasmar en una cara y unas manos un halo de perfección que aún hoy sorprende. Su rostro es de una clara asimetría, pues no repite ningunos de sus elementos como el arqueamiento de las cejas, la comisura de los labios o el resalte de las mejillas, resultando de una expresión de singular efecto.

Restauraciones

La imagen no sufre intervenciones documentadas hasta una época reciente. Así, el cada vez mayor oscurecimiento que presentaba una mancha en su mejilla izquierda hace que la Hermandad decida retirarla del culto en 1978 para una restauración generalizada, llevada a cabo bajo la dirección de Francisco Arquillo.

Los trabajos incluyeron la fijación de la mascarilla, el restañado de grietas y la limpieza y fijación de la policromía de la cara, además de otros referentes a las manos y al ensamblaje en el candelero.

Posteriormente, en marzo de 1981, Emilio Pizarro realizó una nueva restauración que consistió en arreglar el cuerpo de la Virgen, hacerle el maniquí y brazos, y restaurar pestañas, arreglar las lágrimas y retocar algunos desperfectos de la cara.

Patrimonio

Entre el rico y extenso patrimonio artístico que posee esta popular Hermandad sevillana destaca el ajuar y los enseres que luce su imagen titular, la Esperanza Macarena. Son muchos los elementos de gran valor que se le han ido incorporando a lo largo de los siglos, algunos de gran riqueza ornamental y artística.

De entre ellos se cita el manto verde conocido popularmente como el manto "de malla" o "Camaronera", que tiene como base del bordado una tupida red de pequeños rombos en oro, similar a una red de pescar, sobre la cual se desarrolla toda la composición. Este manto fue realizado por uno de los mejores bordadores de la Semana Santa sevillana, Juan Manuel Rodríguez Ojeda y estrenado en la madrugada del Viernes Santo del año 1900 causando gran expectación en la ciudad, ya que unos días antes había sido expuesto en los escaparates de una popular tienda de tejidos, "Villa Madrid", en la céntrica calle Francos. Además del asombro causado por su originalidad, en su repertorio decorativo destacan las jarras de flores, los roleos, los "cuernos de la abundancia", lazos, macetillas de flores, y elementos nuevos aportados por el artista, cono son los pequeños ángeles, de cuerpo entero. Este espectacular manto fue pasado a nuevo terciopelo verde en 1962 en los talleres de Carrasquilla. [3]

Manto de tisú de la Macarena, expuesto en la Fundación Cajasol en marzo de 2013 tras ser restaurado en el taller de bordados Fernández y Enríquez de Brenes.

Otro de los importantes mantos procesionales de esta Hermandad es el conocido como "manto de tisú", realizado asimismo por Juan Manuel Rodríguez Ojeda, y bendecido el Viernes de Dolores del año 1930 en su sede de la iglesia de San Gil. Este excepcional manto, realizado sobre paño de verde proporcionado por la empresa valenciana Tejidos López y que fue pagado por suscripción popular que encabezó el mismísimo rey Alfonso XIII, se fue deteriorando con el paso del tiempo, el uso y las distintas intervenciones; por lo que en 2009 se le inició un proceso de restauración total en el taller de bordados Fernández y Enríquez de Brenes, quedando acabado en 2013 para su salida procesional de ese año. [4]. El manto recién restaurado fue expuesto al público a mediados de marzo de ese mismo año en la sede de la Fundación Cajasol de la plaza de San Francisco.

Salida procesional

De enorme devoción popular, la Esperanza Macarena realiza su salida procesional en olor de multitudes en la madrugada del Viernes Santo de la Semana Santa sevillana desde su basílica de la Macarena, detrás del paso de Misterio donde figura la imagen de Nuestro Padre Jesús de la Sentencia.

Para la salida procesional de la Semana Santa de 2012 la junta de gobierno de la Hermandad eligió el citado manto de malla o Camaronero, que se complementó con la saya conocida como "de los volantes", diseñada por Ignacio Gómez Millán, y realizada en 1937 en los talleres de bordado de Caro. [5]

Referencias

  1. El primer besamanos de la historia. Javier Macías, en: Pasión en Sevilla. ABCdesevilla.es de 17 de diciembre de 2013
  2. Los macarenos saldan la deuda pendiente con su historia. El Correo de Andalucía, 1 de junio de 2014.
  3. Esplendor y simbolismo en los bordados. Antonio Mañes Manaute, en: Sevilla Penitente, Volumen III. Editorial Gever, S.A., Sevilla 1995.
  4. "De cómo se ha recuperado el sueño de Rodríguez Ojeda", www.elcorreoweb.es de 14 de marzo de 2013.
  5. http://www.elcorreoweb.es/sevilla/141997/manto/malla/macarena

Bibliografía

  • Real, Ilustre y Fervorosa Hermandad y Cofradía de Nazarenos de Nuestra Señora del Santo Rosario, Nuestro Padre Jesús de la Sentencia y María Santísima de la Esperanza Macarena, Rafael Jiménez Sampedro. En: Misterios de Sevilla, volumen II. Ediciones Tartessos. Sevilla, 2003.

Enlaces externos

Especial:Contributors/Nuestra Señora de la Esperanza Macarena

Valora este artículo

  • Actualmente4.30/5

4.3/5 (10 votos)