Iglesia parroquial de Santa María la Blanca (La Campana)

De Sevillapedia
Saltar a: navegación, buscar
Iglesia de Santa Maria la Blanca de La Campana.

Iglesia parroquial de Santa Maria la Blanca. Templo neoclásico con sus orígenes en el siglo XV, en la Villa de La Campana.

Historia

Sus orígenes hay que situarlos acaso en la primera mitad del siglo XV cuando se fundó una ermita dedicada a la Virgen de la Consolación, en torno a la cual se apiñaron un conjunto de casas habitadas por trabajadores de los campos del entorno. Ya en la segunda mitad de la misma centuria aparece mencionado el edificio como “la iglesia de La Campana”, evidenciándose que constituía ya una auténtica fábrica, con sus presbiterios y sus rentas, no dependiendo, pues, del priorato de ermitas.

De la primitiva ermita son muy pocas las referencias de que disponemos, aunque sí podemos precisar que estuvo sirviendo al culto hasta finales del siglo XVI en que se construyó la nueva iglesia mayor de la villa. Además, se piensa que el solar de la vieja ermita no debía coincidir exactamente con la situación que hoy tiene la parroquia, ya que ciertos testigos presentados en una probanza declararon, en 1595, que los vecinos estaban deseando pasarse a la nueva iglesia “porque la vieja es muy pequeña y peligrosa que se está cayendo y no está para poder pasar”. Se cree que el primitivo templo se encontraba situado donde actualmente se ubica la sacristía con sus habitaciones aledañas ya que, después de construir la nueva iglesia, se demolió el primitivo recinto, quedando durante décadas parte del antiguo solar como un callejón publico.

Iglesia de Santa Maria la Blanca de La Campana.

El templo nuevo fue comenzado en 1565, prolongándose su obra hasta cerca de 1630, debido a la penuria económica en que se encontraba la fábrica. En los primeros momentos la obra fue contratada con un maestro albañil vecino de Sevilla, llamado Calaeta, el cual trabajó en ella unos diez años, consistiendo el proyecto inicial en una iglesia “de tres capillas cubiertas de bóvedas”. Sin embargo, Calaeta murió dejando la obra “Sacado de cimientos y levantada una vara del suelo”.

La iglesia tuvo varias ampliaciones y construcciones de altares, capillas y diversos objetos decorativos, prolongándose todas esta obras hasta el año 1792. Fue en este año cuando el maestro Figueroa proyectó la portada principal, dentro de un gusto plenamente neoclásico, con dos cuerpos: el primero de orden dórico, y formado por cuatro columnas toscanas, que sostienen un entablamento; y el segundo, jónico, con sus pedestales, basas, capiteles. En cuanto el material debía ser de piedra sepia de Estepa, y el resto de ladrillo fino.

Mapa de situación

Especial:Contributors/Iglesia parroquial de Santa María la Blanca (La Campana)

Valora este artículo

  • Actualmente2.56/5

2.6/5 (9 votos)