Pacem in terris   

Nuestro Padre Jesús ante Anás (Sevilla)

De Sevillapedia
Saltar a: navegación, buscar
Paso de Misterio de Nuestro Padre Jesús ante Anás.

Nuestro Padre Jesús ante Anás de Sevilla es una escultura procesional titular de la Hermandad de El Dulce Nombre de esta ciudad.

Historia

La imagen de este Cristo fue realizada en el año 1923 por el célebre escultor Castillo Lastrucci, quien lo talló junto con el resto de las figuras que integran su paso de Misterio.

El resultado de todo el grupo escultórico donde se integra esta Cristo fue calificado por la prensa de su tiempo como modelo de dibujo y composición, obteniendo a su vez gran aceptación popular.

Descripción

La imagen de Nuestro Padre Jesús ante Anás representa a Cristo de pie, con las manos atadas a la espalda, con el rostro sereno y sin huellas de dolor físico previo.

Es una talla realizada en madera para vestir, de 1,84 metros de altura, que aparece firmada en la parte posterior del torso: "A. Castillo Lastrucci 1923".

Restauraciones

Entre los años 1990 y 1991 esta imagen, junto con todas las restantes que componen el paso de Misterio de esta Hermandad, fue restaurada en el Taller Isbilia.

Sede

Nuestro Padre Jesús ante Anás recibe culto en su sede de la iglesia de San Lorenzo, que se encuentra situada en la plaza del mismo nombre, dentro del recinto histórico de la ciudad de Sevilla.

Salida procesional

Cartela pasionista y llamador del paso de Jesús ante Anás.

Tiene su salida procesional acompañando a su Hermandad en su estación de penitencia desde su sede hasta la Santa Iglesia Catedral en la tarde-noche del Martes Santo de la Semana Santa sevillana. Procesiona seguido por el paso de palio de María Santísima del Dulce Nombre, titular asimismo de la Hermandad.

El paso de Misterio de Nuestro Padre Jesús es un clásico entre los denominados "de tribunal", y representa a Cristo en el momento en el que un alguacil le abofetea en presencia del poderoso Anás, que aparece al fondo del paso sentado en su trono, con ostentosos ropajes y rodeado por dos sanedritas.

Otras figuras secundarias aparecen en la escena, entre ellos un soldado romano con lanza que sostiene la soga que ata las manos de Cristo y un judío que, inclinado ante él, le acusa con el dedo. La figura de Cristo se sitúa en el paso de espaldas al sentido de la marcha, caso único actualmente en Sevilla -compartido tiempo atrás por otras Cofradías como Sentencia o el Soberano Poder ante Caifás-, para que la escena representada "sea contemplada" por Anás que se encuentra frente a él.

El conjunto es de un gran efecto plástico, pleno de verismo y armonía, donde los personajes aparecen agrupados en distintos núcleos de atención, y directamente relacionados entre sí.

Bibliografía

  • Cuando Cristo pasa por Sevilla: escultura, iconografía y devoción, Juan Manuel González Gómez. En: Sevilla Penitente, volumen II. Editorial Gever, S.A., Sevilla, 1995.

Especial:Contributors/Nuestro Padre Jesús ante Anás (Sevilla)

Valora este artículo

1.9/5 (7 votos)