Pacem in terris   

Contrafuerte

De Sevillapedia
(Redirigido desde «Contrafuertes»)
Saltar a: navegación, buscar
Contrafuertes en el muro lateral del Patio de los Naranjos de la Catedral de Sevilla.

Según el diccionario de la real Academia Española, se denomina contrafuerte, también llamado estribo, al machón que sobresale en el paramento de un muro para fortalecerlo.

Generalidades

Es éste un elemento que se utiliza desde muy antiguo en la construcción, y muy frecuentemente en los edificios medievales, especialmente en los períodos del románico y gótico, e incluso más tarde en el renacentista. Muchos de estos contrafuertes pueden verse en algunos de nuestros edificios más singulares a lo largo de toda nuestra geografía.

Colocados por el exterior de los muros de carga, a distancias iguales y coincidentes generalmente con los arcos formeros o principales de la cubierta, su función es la de reforzar esos tramos del muro donde los empujes horizontales son muy importantes; ya que las estructuras de las cubiertas (el arco, la bóveda), tienden a abrirse empujando al muro hacia afuera.

Contrafuertes cilíndricos en la Iglesia de Consolación de Cazalla de la Sierra.

La experiencia fue determinando que la solución al problema pasaba por reforzar el muro en esa línea, desde arriba hasta abajo, colocando allí una mayor masa para aguantar los empujes: los contrafuertes.

Generalmente se presentan en forma prismática, aunque a veces también toman la forma cilíndrica. En ocasiones van coronados por remates o pináculos, también de piedra, que sobresalen por encima del muro, con las características decorativas propias de cada época, y cuya función real es la de sumar más masa vertical a la del propio contrafuerte.

Con el paso del románico al gótico el contrafuerte evolucionó de manera considerable, llegando a desligarse completamente del muro para aparecer como un pilar exento e independiente, al cual le llegan los empujes laterales de las bóvedas a través de un nuevo elemento: el arbotante.

Contrafuertes en la geografía hispalense

Ejemplos de contrafuertes vemos en numerosos edificios, especialmente de tipo religioso, por ser los de mayor altura y mayores luces de separación entre muros. El caso más claro sería el de la propia Catedral de Sevilla, plagado de multitud de contrafuertes de todo tipo y tamaño, rematados por pesados pináculos góticos en el cuerpo principal del templo, y otros de tipo renacentista en toda la zona ampliada durante el siglo XVI hacia la Plaza del Triunfo.

Especial:Contributors/Contrafuerte

Valora este artículo

1.0/5 (1 voto)