Romería de Pruna

De Sevillapedia
Saltar a: navegación, buscar

La Romería de la Pura y Limpia Concepción, de Pruna, es una de las celebraciones más antiguas de la provincia de Sevilla y arranca con un hecho milagroso: debido a una persistente sequía en el año 1614 se realizan una serie de peticiones a la Virgen de la Pura y Limpia Concepción para que llueva, hecho que finalmente sucede. Se inicia entonces una procesión penitencial al Santuario de Caños Santos, ubicado en Alcalá del Valle, a unos 10 kilómetros de Pruna. En ese lugar coinciden romerías de varias localidades próximas celebrándose el día 3 de mayo, Festividad de la Santa Vera Cruz o Cruz de Mayo.

Pasados los años se dejó de peregrinar al lugar, entre otros motivos, por ser de propiedad privada los caminos que se atravesaba hasta llegar a Caños Santos y por estar muy distante de Pruna, pasando a celebrarse en el lugar conocido como El Molinillo. No sería hasta 1966 cuando comienza a celebrarse en su actual enclave, en la Ermita del Navazo, situada a 4 kilómetros de Pruna, en la Sierra del Terril, gracias a la mediación del párroco Joaquín González Prieto, que movilizó a los vecinos para que pudieran levantar la Ermita por suscripción popular. Desde entonces se ha venido celebrando sin interrupción y los lugareños la consideran una de las mejores de la Sierra Sur.

La romería parte de la Iglesia de San Antonio Abad, tras la Misa de Romeros. Se inicia el recorrido por las calles del pueblo donde se le canta una Salve y la familia Rodríguez, siguiendo una antigua tradición familiar, coloca a la Virgen un ramo de espigas entre las manos (de esta manera se le hace el ruego a nuestra Madre para que proteja las cosechas), momento de especial emoción. Una vez en la Ermita tiene lugar una segunda Misa.

La hora más festiva es cuando los romeros ponen sus “chozos”, mientras que otros optan por la sombra de los chaparros. Es tradición en Pruna que las familias “reserven” previamente el lugar que van a ocupar (si te acercas por la zona días previos a la romería, te encuentras muchos lugares señalados con yeso) . Además, la Hermandad de la Vera Cruz de Pruna, construyó siempre con la colaboración del pueblo (por aquel entonces con la operación “saco de cemento”) la conocida como “caseta de la Hermandad” donde todo forastero y paisano es bienvenido.

Como curiosidades destacar que en uno de los enclaves que la romería de la Pura y Limpia Concepción tuvo fue en El Molinillo. En este lugar se produce un hecho curioso, se pagaba por cantar una Salve a la Virgen y se tiene constancia de que en 1963 se recaudó la nada despreciable cifra de 3.600 pesetas de la época, dándose la circunstancia de que en función de la cuantía del donativo la Salve se cantaba más lenta o más deprisa.

Otra de las singularidades de esta cita es que a la Virgen se le coloca una pamela. Si en los primeros años iba en una parihuela (paso pequeño), a partir de 1995 lo hace en una carreta tirada por dos bueyes.

La actual talla de la Virgen data de inicios de los años 40 y es obra del imaginero Castillo Lastrucci, puesto que la anterior imagen fue quemada durante la Guerra Civil. Existe una talla igual en la Iglesia del Postigo de Sevilla.

Especial:Contributors/Romería de Pruna

Valora este artículo

  • Actualmente3.22/5

3.2/5 (9 votos)